Posted 27 abril, 2010 by admin in Blog
 
 

Fructosa vs. glucosa: ¿cuál te conviene?

fructosa1-300x175

Investigadores de la Universidad Davis de California publicaron en el Journal of Clinic Investigation un estudio que demuestra que, en comparación, la ingesta de la misma cantidad de fructosa que de glucosa puede aumentar el riesgo de padecer enfermedades del corazón y diabetes.

La fructosa es el azúcar natural de las frutas y la glucosa, la sustancia que genera el cuerpo al descomponer los almidones de los carbohidratos. Esta última también puede producirse industrialmente.

Para la investigación, 32 hombres y mujeres con sobrepeso u obesidad ingirieron durante 12 semanas una cantidad de bebidas endulzadas con fructosa o con glucosa equivalente al 25% de la energía que sus cuerpos requerían.

Ambos grupos (los que consumieron fructosa y los que tomaron bebidas con glucosa) subieron la misma cantidad de peso, sin embargo, a los primeros se les hallaron cambios negativos en la función hepática y una mayor cantidad de grasa visceral, lo que aumenta el riesgo de padecer ateroesclerosis o un infarto. Además, estos sujetos se mostraron más insensibles a la insulina (uno de los primeros síntomas de la diabetes).

La glucosa es menos dulce que la fructosa y, debido a que en México mucha gente está acostumbrada a los sabores azucarados, ésta no es muy popular y se comercializa poco. La mejor manera de no sufrir los efectos negativos de la fructosa es evitando el exceso: debemos reeducar a nuestro paladar para ayudarlo a disfrutar de los alimentos no endulzados.

Fuente: Revista Time

Imágenes: Hermenpaca @flickr y Leonid Mamchenkov @flickr


admin